Queratitis herpética: Qué es, síntomas, tratamiento y más

La queratitis herpética es un tipo de infección bacteriana que se propaga con facilidad en el globo ocular, ocasionada por el virus del herpes simple (VHS). Existen dos tipos de virus que afectan, el I que suele ser el que se presenta frecuentemente afectando a la cara y sus tejidos adyacentes, a diferencia del II que se prolifera mediante transmisión sexual afectando otros órganos.

queratitis herpética

¿Qué es la queratitis herpética?

Se entiende como queratitis herpética a la hinchazón de la córnea, ocasionada por un virus del tipo herpes, en el cual es el herpes simplex de clasificación I es el que suele frecuentarse. Puede perjudicar otros tejidos celulares, como la retina, la conjuntiva o la parte externa de los párpados, pudiendo ocasionar además de la queratitis, desprendimiento de  retina o conjuntivitis bacteriana.

Asimismo, aunque el herpes de clasificación I es el que suele ser más común porque afecta los tejidos adyacentes a la cara, el tipo de II también se puede proliferar alrededor de los globo oculares y ocasionar una infección. El herpes de tipo I suele ser el principal causante de enfermedades oculares o de los ojos, acompañado de otras patologías bacterianas que suelen ser frecuentes, se puede propagar de manera fácil con el contacto entre las manos de las personas (una que tocó su infección e hizo contacto con otra persona).

queratitis herpética

La propagación de la infección del herpes es muy sencilla, ya que en la anatomía humana es el único cuerpo de todos los seres vivos,  donde este tipo de virus puede proliferarse y mantenerse con vida. El contagio se origina a raíz de contacto físico entre las personas, o se puede transmitir por la saliva, y se queda impregnado en el sistema nervioso, que es donde suele localizarse sin generar sintomatología alguna.

La activación del retrovirus se puede presentar, por diferentes factores o reguladores que lo estimulan. Entre ellos se encuentra, el período en las mujeres, altas temperaturas en el cuerpo -como fiebre o quebranto-, exposiciones a luz ultravioleta, laceraciones en la córnea suaves, uso excesivo de colirios para tratar padecimientos como la uveítis (tanto uveítis anterior como uveítis posterior) o el glaucoma, y las personas que sufren de inmunodepresión o tienen atopía, suelen ser los que tienen más riesgo de activación del virus.

Los pacientes que son diagnosticados de infestación del ojo por herpes simplex y desapareció, tienen que tener conocimiento de que el virus sigue localizado en los ganglios neuronales, por lo cual si no se trata de la manera correcta el mismo puede volver activarse, si se nota alguna sintomatología se debe ir de inmediato al médico especialista para ser diagnosticados de la manera correcta y darle un tratamiento adecuado.

Causas de la queratitis herpética

En las principales causas de la queratitis herpética, se deben tomar en cuenta las características de contagio de los tipos de herpes. El virus de clasificación I suele ser el más contagioso, por lo cual es el que más se frecuenta en las personas, se transmite de persona en persona, por el contacto físico que puedan tener las mismas, con alguien que esté contagiado de herpes simplex. Los infantes suelen ser los que están más propensos a padecerlo, y casi toda la población en un 89% pueden estar expuestas.

Antes de que el virus pueda activarse por distintas causas, se presenta la infección bacteriana principal y el herpes se encuentra en el tejido del sistema nervioso oculto, hasta que se manifieste de manera activa, por las siguientes causas:

queratitis herpética

  1. Cuadros de estrés severos.
  2. Radiación ultravioleta o estar expuestos al sol.
  3. Altas temperaturas  en el cuerpo, como fiebre o quebranto
  4. Contusiones en el cuerpo -generalmente las cerebrales (Ver artículo: Contusión cerebral)-, o derrame cerebral, en casos muy extremos.
  5. Menstruación.
  6. Uso de fármacos excesivo

Después de la activación del virus y que se manifieste en el ojo, originando la queratitis herpética suele perjudicar inicialmente la piel de los párpados, la conjuntiva (capa superficial traslúcida de mucosa que cubre la parte interna de los párpados y la pigmentación blanquecina del ojo) y la córnea (membrana superficial transparente localizada en la parte interior del ojo).

¿Cuáles son sus síntomas?

La sintomatología de este padecimiento va a depender inicialmente, del tipo de queratitis que se presente. Entre las más comunes se encuentran las siguientes:

  • Queratitis herpética epitelial: Recibe su nombre por la afectación directa del endotelio -membrana de la córnea-, se caracteriza por tener un tiempo de incubación que va a cambiar entre los primeros a los veintinueve días. Cuando suele ser contagiado por primera vez, se manifiesta de forma asintomático.
  • En el cuadro clínico suele aparecer conjuntivitis (que puede ser un signo de cualquier retrovirus ocular). En algunos casos como perjudica el epitelio, se originan ciertas cicatrices lineales, las cuales presentan dolor en el ojo y generan lagrimeo, picazón y ojo rojo. No existe ceguera que se manifieste, a menos de que haya sido afectada la parte central del epitelio.
  • Debe ser tratado de forma rápido, ya que sino el virus se seguirá proliferando a llagas en la córnea grandes con profundidad, que se les caracteriza por tener forma de un mapa geográfico, y normalmente solo afecta a un ojo en vez de dos.

queratitis herpética

  • Queratitis herpética estromal inmune: Es un otro tipo de clasificación caracterizada por la hinchazón en la membrana más profunda de la córnea, que es el estroma debido a la cantidad de células del virus que se presentan. Se  presenta su activación cuando el paciente ha sido contagiado más de una vez, o si la proliferación contagiosa es muy fuerte a la primera vez. Suele presentar signos como visión desfigurada, ojos rojos, sensibilidad excesiva a la luz y constante lagrimeo.
  • Queratitis herpética estromal necrotizante: Cuando se habla de necrosis es porque el tejido ya no tiene vitalidad, por falta de irrigación e inervación que se puede presentar por diferentes causas. Suele ser el tipo de queratitis herpética más grave que se pueda presentarse, por la afección del virus del herpes simplex, ya que este degenera de forma rápida el tejido de la córnea haciendo que el ojo se hinche.
  • Suele aparecer en los pacientes que han tenido diferentes padecimientos en el epitelio de la córnea, incluso puede llegar a perforarla hasta el punto de generar ceguera absoluta, con poca probabilidad a regenerar el ojo, a menos que se haga un transplante completo de la córnea. El diagnóstico se debe hacer mediante una exploración médica, realizada por el médico especialista y se debe identificar el virus a través de un estudio denominado PCR.

queratitis herpética

Queratitis no herpética

Se define como queratitis a una hinchazón que perjudica directamente el tejido corneal (membrana sensible, que se encuentra en la parte de atrás del ojo y se puede causar por diferentes causas, la más usual suele ser la infección por bacterias o infección viral (virus del herpes simplex). Suele ocasionar dolor en el ojo muy severo, enrojecimiento en parte superior del ojo, lagrimeo y extrema sensibilidad a la luz.

Se caracteriza por la formación en ocasiones de llagas en la córnea, que suelen demostrar que la queratitis es severa y puede provocar fallas en la visión óptima de las personas, porque la translucidez de la córnea fue alterada. Los pacientes que usan lentes de contacto o que presentaron contusiones en la córnea, están expuestas a padecer queratitis infecciosa por bacterias.

Tiene diferentes clasificaciones las cuales son las siguientes:

  • Superficiales: Suelen perjudicar únicamente al epitelio de la córnea, y para diagnosticarla el médico usa pigmentos como la rosa de bengala o la fluoresceína, que son compuestos químicos utilizados para este tipo de padecimientos.
  • Queratitis filamentosa: Es la que perjudica a las láminas que se encuentran en los alrededores del epitelio, haciendo que el paciente tenga la sensación de que tiene objetos extraños en su ojo, haciendo que se le dificulte la visión.
  • Queratitis punctata o punteada: Suele ser la que se frecuenta generalmente, y es característica de hacer que se ocasionen cicatrices en la córnea que se ven de forma desordenada en la superficie.
  • Queratitis ulcerativas: Es en la cual se ocasionan llagas, y suele ser una de las más severas queratitis, se originan como mecanismo de protección en la córnea pero suelen provocar dolor.
  • Profundas: Son las más severas de todas y manifiestan sintomatologías graves que afectan la visión del paciente, originando ceguera.

queratitis herpética

Causas de la queratitis

Entre las principales causas de la queratitis, se encuentra el uso excesivo y mal empleado de las lentillas de contacto o no tener una buena higiene personal en la visión, lo que puede originar otros derivados de queratitis que son:

  • Queratitis por amebas: Es un tipo de infección bacteriana de la córnea, característica de ser la más severa de todas las clasificaciones, afecta generalmente a las personas portadoras de lentillas y suele estar originada por la acanthamoeba. Por ende se recomienda un uso con buena higiene de lentes de contacto.
  • Queratitis por bacterias: Caracterizada por ser una infección de bacterias en la córnea, originada inicialmente por una contusión en el tejido celular de esta, o por el mal uso de los lentes de contacto. Las bacterias que se presentan en esto tipo de queratitis son el staphyloccous aureus y la pseudomonas aeruginosa, provocando alteraciones y degeneración en el tejido celular de la córnea.

queratitis herpética

  • Queratitis por hongos: Es provocado por el tipo de hongo de fusarium, y se presenta en el mal uso del tópico solutivo de los lentes de contacto, que es el que se conoce como vector.
  • Queratitis viral: Es la que está ocasionada por el herpes del ojo, mejor conocido como queratitis dendrítica. Las infecciones que son virales que se presentan en la córnea, son originadas inicialmente por el virus del herpes simplex, y siempre ocasiona úlceras dendríticas por su patología clínica. De igual forma, esta la queratitis causada por el herpes zóster, que es la que normalmente ocasiona infecciones en otros tejidos (como los genitales).
  • Queratitis por ococercosis: Es originada a raíz de la infección bacteria O. volvulus, originada por una mordedura de moscas negras infectada por dicha bacteria. Es normal que se presente en las personas del continente africano, y es mejor conocida como ceguera de los ríos.
  • Queratitis por exposición: Se ocasiona por la sequía que se puede presentar en el tejido celular de la córnea, por el mal cierra que puede tener el párpado por patologías como la parálisis facial, es muy poco común que se presente.

queratitis herpética

  • Fotoqueratitis: Ocasionada por la excesiva muestra de radiación ultravioleta severa en una persona, y puede originar ceguera de las nieves.
  • Úlcera de la córnea: Es una clasificación de queratitis, que se origina por la acumulación de bacterias negativas en las lentillas de contacto, se le conoce mejor com síndrome de lentilla ajustada y es una queratitis de carácter estéril. También puede ser ocasionadas por una alergía muy severa en la córnea, al igual que su hinchazón excesiva.
  • Queratitis eosinofílica felina: Es el tipo de queratitis que perjudica a animales como los gatos, que se provoca por el tipo de virus felino de herpes, tipo uno u otra infección bacteriana que se propaga.

Tratamiento

El tratamiento va a variar según la causa por la cual se originó la queratitis, por ejemplo, la queratitis de infecciones suele proliferarse de manera rápida, y se necesita de un tratamiento antibacteriano, o en contra de los retrovirus para erradicar de manera inmediata el mismo.

Este tipo de ”cura” suele manifestarse mediante el médico especialista encargado de dicho tratamiento, puede incluir recetas médicas para colirios oculares o terapia intravenosa (si no se le ha recetado las gotas oculares, no se les recomienda su uso, ya que pueden proliferar de otra manera el virus, retrasando el tratamiento adecuado y puede erradicar de cierta manera la vista de la persona). Si la persona usa lentillas, se le recomienda que deje de usarlas y bote los lentes de contacto con el material que está contaminado.

queratitis herpética

Las soluciones químicas en contra de las bacterias que usualmente se usan, son la gatifloxacina, moxifloxacina o el ofloxacino. A diferencia de los virus, que deben ser tratados (específicamente el virus de herpes simple para tratar la queratitis herpética) con aciclovir y si existen otro tipo de complicaciones médicas, se debe acudir de forma inmediata al oftalmólogo.

Dependiendo del tipo de infección se pueden originar cicatrices alrededor de la córnea, que inhabilitan de cierta manera la visión de las personas. En ocasiones, se pueden manifestar perforaciones en la córnea y otro tipo de problemas en la vista, si se tiene un correcto seguimiento médico, se puede erradicar de manera absoluta la infección de la persona sin originar ceguera al pasar del tiempo.

Tratamiento de la queratitis herpética

El tratamiento de la queratitis herpética, depende del paciente por lo cual se debe tener en cuenta su estado. Generalmente, se hace uso de un procedimiento tópico de cremas o gel en contra de los virus, que pueden contener anti-inflamatorios del colirio o se pueden dar los mismos de forma oral.

Si la infección de la queratitis herpética, originó cicatrices profundas en la córnea y ceguera en la visión de las personas, se debe hacer un trasplante del tejido celular de la córnea, para poder recuperar la visión óptima. De igual forma, si el virus no es tratado y se deja pasar por desapercibido quedando oculto en los ganglios neuronales, puede volver a activar en la córnea que se ha trasplantado. Por lo tanto, se debe administrar un antivirus profiláctico luego de la operación durante 365 días.

queratitis herpética

Queratitis herpética tratamiento aciclovir

El tratamiento de la queratitis herpética con aciclovir, se debe inicialmente a una investigación que quería comprobar si el antiviral luego de hacer un procedimiento quirúrgico en la córnea, se pueden reducir los porcentajes de probabilidad del virus de herpes simple y su queratitis vírica. Y si afectaba de cierta forma, la funcionalidad de la nueva córnea.

Está demostrado clínicamente que el tratamiento  antiviral, si reduce de cierta forma la queratitis del virus de herpes simplex, en las personas que se le implantó la córnea consecuencia del mismo virus. Y se demostró de que no hay probabilidades, de que el antibiótico pueda afectar el funcionamiento correcto de la córnea.

queratitis herpética

Dependiendo de cómo afectó la queratitis en la córnea, y de qué consecuencias trajo a raíz de ello, se puede evaluar el uso de aciclovir. Se tiene que garantizar de cierta forma, que el virus del herpes simple y la queratitis herpética, no volverán a aparecer porque sino el trasplante de la córnea no servirá, porque el virus reaparece y perjudica el nuevo tejido. Se recomienda emplear antes y durante el procedimiento quirúrgico, el uso de aciclovir para evitar y ser preventivos, esto suele mejorar el éxito de la operación.

En los estudios que se ha realizado, los pacientes que toma el aciclovir luego del transplante de la córnea con una medicación diaria desde 150 mg a 850mg, se demostró que si se disminuye las probabilidades de reaparición de la queratitis herpética y se reduce el nivel de probabilidades de que se rechace el fracaso. Sin embargo, no se tienen datos sobre la calidad de vida que pueda tener el paciente ni los efectos secundarios que pueda presentarse luego de la administración de este antiviral.

queratitis herpética

Queratitis herpética en niños

En los infantes la infección viral suele originarse principalmente, por los virus que se presentan en las metodologías del parto o por la placenta (otro tipo de vía de virus ascendente por el cual se puede originar). Inicialmente no se suelen presentar sintomatología alguna, pero luego de un tiempo el niño suele presentar conjuntivitis y luego manifestar otro tipo de queratitis (entre ella la epitelial o la estromal), cataratas y otras.

Cuando el niño es llevado al médico especialista, suele hacérsele una prueba en contra virus denominada PCR, luego de tener un diagnóstico adecuado, el tratamiento estándar en los pacientes, suele ser a través del aciclovir con una dosis de 22 mg/kg cada siete horas, por un tiempo estipulado de tres semanas aproximadamente, que debe tener un seguimiento de un infectólogo por lo cual debe ser supervisado.

queratitis herpética

La queratitis herpética ocular, suele dividirse en tres clasificaciones:

  • Primoinfección: Es el contacto inicial que tiene el paciente con el virus, no suele presentar síntomas en la mayoría de los casos, y si llega a presentar puede ser un malestar general leve acompañado de blefaroconjuntivitis o queratitis asintomática. Suele ser limitada, ya que el virus se propaga mediante el nervio trigémino donde se oculta y permanece constante para iniciar el segundo período de incubación.
  • Segunda etapa: El virus permanece en el ganglio de Gasser sino es activado al pasar el tiempo.
  • Tercera etapa: Ocurre cuando el virus es activado, por diferentes factores (cuadros de estrés, fiebre u otras enfermedades), se prolifera mediante el tejido craneal hacia el ojo, originando sintomatología clínica, que son reconocidos como etiología del herpes. Estas son queratitis, uveítis o retinitis.

Por consiguiente, es de suma importancia no automedicar al paciente con un corticoide local a la sintomatologia que el infante presente, porque sino se ha ido a hablar con el médico especialista puede ser una presencia de herpes, por lo cual el uso indebido de colirios puede afectar de manera errónea al ojo, haciendo que el virus se prolifere de cierta forma.

Las patologías de la córnea, usualmente se presentan en el epitelio pueden ser geográficas o punctatas, en el estroma (inmunológicas o necrotizantes) y en el endotelio que suelen tener tendencia a replicarse. Dependiendo de cómo afecte el virus a la córnea, se puede originar una queratitis atrófica, mejor conocida como meta herpética. Este tipo de afección suele presentarse únicamente en uno de los ojos, pero en los niños existen más casos registrados de que se pueda presentar en ambos globos oculares.

queratitis herpética

Cuando se trata del diagnóstico en infantes más grandes, suele ser un poco tedioso por lo cual a veces se amerita de anestesia general para hacer una revisión concreta y poder ver qué es lo que sucede. Aunque el tratamiento estándar es el uso de antivirales, en los niños mayores de tres años suele variar un poco esta condición, ya que por su condición de desarrollo no tienen el 100% de efectividad. Ellos suelen presentar signos clínicos más severos que los adultos y tienen condiciones inflamatorias peores.

Por lo tanto, en ocasiones se necesitan otros complementos que acompañen al antiviral como anti inflamatorios, para disminuir otras consecuencias que se originaron a raíz de la queratitis herpética (deben sanar las cicatrices en la córnea y regenerar la visión óptima que se perdió). En los infantes, la queratitis se presenta por episodios de signos o síntomas, por lo cual  se tiene un registro de episodio que va desde un año a dos años.

Si el infante presenta múltiples episodios, con variadas recurrencias, el médico especialista debe recetar a los parientes un antiviral que deben tener en la mano, para administrarle al niño antes de llevarlo al oftalmólogo para su revisión. De forma inmediata se debe solventar la infección, y se le debe inducir el tratamiento intensivo de antiviral, es normal que al niño se le presente astigmatismo presentado, por la cantidad de cicatrices en la córnea ocasionada por leucomas.  Sin embargo, la recurrencia de los episodios, se ve de forma inusual en los pacientes.

queratitis herpética

La diferencia del tratamiento en niños y adultos, radica principalmente que el dolor suele ser más fuerte, originado mucho llanto por lo cual la secreción extrema de lágrimas, suelen hacer que el antiviral se diluya, haciendo que se disminuya su concentración, por lo cual la mejora en la córnea suele verse en bastante tiempo. Por ende se recomienda, el uso de aciclovir de manera oral, que mejora la dosis y se ven mejores resultados. 

Las dosis que se recomiendan oscilan desde los 13 a los 45mg/kg de manera diaria, que se debe tomar por día cada ocho horas, el pediatra debe recurrir a una supervisión determinada para orientar al paciente con el tratamiento. Para disminuir los síntomas, se acompañan con antiinflamatorios y otro tipo de ungüentos, evitando de esta forma que la queratitis herpética pueda aparecer nuevamente. 

queratitis herpética

Las queratitis del epitelio se tratan con el ungüento de manera tópica, se debe colocar aproximadamente cinco veces diariamente, hasta lograr regeneración del epitelio. Se recomienda el uso del ganciclovir a una concentración de 0,10% a niños mayores de tres años, porque a los más pequeños suele dificultar por el tema del llanto. 

Si el médico especialista observa que el tratamiento tópico no le funcionará al paciente, se le debe complementar mediante un antiviral oral (aciclovir) en la dosis recomendada, de 15 a 25 mg/kg diariamente, de igual forma cada siete horas mediante la supervisión paulatina del médico especialista en conjunto a un pediatra. Si el infante está hospitalizado, se utiliza el aciclovir de manera endovenosa para completar la misma dosis, durante quince días de tratamiento.

queratitis herpética

No es recomendable el tratamiento quirúrgico en los niños,porque están en desarrollo y maduración de sus tejidos, además de que no se han registrado casos excesivos en los cuales los infantes hayan perdido la visión. Es recomendable que el niño vaya de manera progresiva al oftalmólogo, para ver la evolución de su estado y evitar que se regenere la queratitis herpética.

Finalmente, para mejor comprensión del tema te dejo el siguiente vídeo…

(Visited 1.224 times, 5 visits today)

Deja un comentario